Bienvenido a la revista digital de Empresa Agraria
 

Los almacenistas doblan su apuesta por SUPER STOP BROT® 18

Tras la prohibición del antigerminante Clorprofam (CIPC) los almacenistas apostaron hace un año por SUPER STOP BROT® 18 (Hidracida Maléica). Tras los excelentes resultados, esta campaña aumentará la superficie tratada de esta solución que se aplica en campo para evitar los brotes en la patata.

La prohibición por parte de la Comisión Europea del antigerminante Clorprofam (CIPC) trajo al sector almacenista de patata algo de preocupación por perder un producto, que no en vano, se había usado durante 20 años para evitar los brotes en la patata.

Este desasosiego inicial, se fue disipando al conocer que en el mercado había ya alternativas sólidas al CIPC como es SUPER STOP BROT® 18 (Hidracida Maleica) de PAMENA, que en la zona norte de España distribuye la empresa TERRASTAR. Una solución muy extendida en Europa que en España no se había desarrollado hasta estos últimos años en el cultivo de la patata.

Los almacenistas hablan

Para Javier Rosada, administrador de AGRÍCOLA ADASOL en Xinzo de Limia (Orense) la experiencia con la Hidracida Maléica no era nueva. “Teníamos experiencia de haberla utilizado con Kennebec hace 14 ó 15 años, aunque dejamos de hacer este tratamiento por el CIPC. Así que cuando lo han prohibido, no era desconocido para nosotros y volvimos a él”, explica Rosada.

Para el responsable de AGRÍCOLA ADASOL, la vuelta a la Hidracida Maleica ha sido muy positiva y tras probar en una parte de su producción este año, van a tratar con SUPER STOP BROT® 18 el 100% de sus hectáreas. “Estamos a finales de junio y tenemos patatas que cosechamos en octubre en buenas condiciones y sin brotes”, señala este almacenista y agricultor.

Javier Rosada

Javier Rosada.

 

El tratamiento en campo con SUPER STOP BROT® 18 ha funcionado muy bien con las tres variedades que se han probado, e incluso con una variedad de ciclo corto, que son las más complicadas de tratar. “Cada vez aprendemos más sobre cómo podemos optimizar esta solución porque en esta zona hay muchas fincas pequeñas y la patata no es tan homogénea como en otros lugares y eso es algo que no podemos cambiar. Cuanto más homogénea es la patata es más fácil tratarla y es más sencillo en las de ciclo largo que en las de corto, pero la verdad es que estamos satisfechos con los resultados y este año, como he comentado trataremos el 100% de nuestras hectáreas”, avanza Rosada.

Ladillo: Muy competitivo en precio con otras opciones del mercado

Otro de los almacenistas de referencia de la zona norte de España, Isidro Serna de la SOC. COOP. EL CARMEN en Montorio (Burgos) también se ha pasado a SUPER STOP BROT® 18 para evitar los brotes en la patata. “Llevamos tres años aplicándolo y este año lo vamos hacer de forma generalizada en todas nuestras variedades. Los resultados son de buenos a muy buenos ya que hay diferencias en función de variedades y explotaciones”, comenta Serna.

Para este almacenista burgalés otra de las ventajas de este producto, a día de hoy, además de que ofrece resultados, compite muy bien en precio con los otros productos que hay en el mercado. “Las otras opciones que tienes son ecológicas y más caras, con la desventaja que tienes que tratar varias veces”.

Isidro Serna

Isidro Serna.

Al tratarse en campo, comenta Isidro Serna, a veces tienes que vencer la preocupación de si lo estará asimilando bien la planta, pero muchas veces son preocupaciones infundadas. “Si el tratamiento se realiza en las condiciones que te marcan, 100% cobertura vegetal y por debajo de 25 grados, los resultados son buenos. Es importante respetar las condiciones de aplicación marcadas por el fabricante”, comentan desde Burgos.

“Nosotros hemos cosechado patatas tratadas con SUPER STOP BROT® 18 a finales de septiembre que hemos comercializado en marzo complementándolas con un tratamiento adicional”, explica Serna.

Aporta más ventajas como mayor uniformidad y más producción

En la empresa AGRÍCOLA MALRIEGA en Cuéllar (Segovia) también han apostado por sustituir el CIPC por el SUPER STOP BROT 18® de PAMENA.  “El año pasado fue nuestra primera campaña con este producto y estamos muy satisfechos porque han resistido bien”, señala Óscar Suárez, gerente de AGRÍCOLA MALRIEGA.   Además de evitar los brotes han conseguido otras ventajas con SUPER STOP BROT 18® como más uniformidad y menos descuentos. “Han salido menos patatas de los surcos por lo que hemos tenido menos patata verde y por consiguiente menos descuentos, más uniformidad y algo más de producción”, destaca Suárez.

Óscar Suaréz.

 

El tratamiento lo han realizado sobre Agria y Rudolph. “Han aguantado muy bien las dos, las cosechamos en octubre y han aguantado hasta abril que es cuando las sacamos a la venta”, explica el gerente de esta empresa segoviana.

Óscar Suárez también recalca la importancia de realizar el tratamiento en las condiciones adecuadas y en el momento justo. “No hay que tratar por tratar, hay que seguir las recomendaciones de los técnicos que te asesoran muy bien para aplicarlo cuando se dan las condiciones para optimizar la absorción y evitarnos problemas con los brotes”, recomienda este almacenista y agricultor.

Ladillo: Crecimiento exponencial en hectáreas tratadas en solo un año

Desde PAMENA y TERRASTAR ahora están recogiendo los frutos de una intensa campaña que empezó tras la prohibición CIPC. Al principio hubo incertidumbre entre los almacenistas por saber si había alternativas fiables para mantener un almacenaje de la patata seguro y sin brotes, pero rápidamente las dudas quedaron despejadas.

La campaña pasada PAMENA, de la mano de su distribuidor en la zona norte TERRASTAR, aplicó SUPER STOP BROT® 18 en más de 1.000 hectáreas de patata. “Realizamos una campaña muy intensa dando a conocer el producto y sus posibilidades. Resueltas las dudas y cómo es su aplicación, los almacenistas se han convencido de que es la mejor solución que hay contra los brotes en la patata para un largo almacenamiento además de ser el más económico”, explica José Manuel Ortega de TERRASTAR.

Al ser un producto relativamente nuevo en España, desde TERRASTAR y PAMENA han incidido bastante en la correcta forma de aplicar este producto, ante la demanda existente, ya han empezado desde hace unas semanas la campaña. “Se ha realizado un intenso trabajo en País Vasco, Galicia y Castilla y León el año pasado y lo vamos a continuar este año con el fin de que tanto el agricultor como el almacenista se convenzan al 100% de los beneficios de su utilización”, explica Juan del Valle Giralt, Director Comercial de PAMENA. A lo largo de la campaña pasada recorrieron las zonas patateras más destacadas, junto con los técnicos de TERRASTAR, realizando un asesoramiento personalizado y explicando todos los detalles de su correcto manejo. “Es un producto sistémico y bastante técnico por lo que estamos muy encima de nuestros clientes, estos primeros años, enseñándoles como optimizar el uso del producto”, señala Del Valle Giralt.

El crecimiento de las parcelas tratadas con SUPER STOP BROT® 18 está siendo exponencial y desde PAMENA confían en que alcanzarán el 100% de hectáreas tratadas con este producto con todos los clientes con los que trabajan. “Además de evitar los brotes han valorado la mejora de la producción con patatas que mantienen su textura y dureza durante meses, así como la homogenización de los calibres”, destaca el Director Comercial de PAMENA.

De tratar 65 hectáreas a 150 hectáreas esta campaña

Otra de las zonas patateras por excelencia como es la provincia de Salamanca también ha encontrado en SUPER STOP BROT® 18 la solución a la desaparición de productos antigerminantes por parte de la Unión Europea. En PATATAS FLOYMA, en Encinas de Abajo, la campaña pasada aplicaron esta solución en 65 hectáreas. “La producción que hemos sacado las hemos guardado en dos cámaras de almacenaje. Las primeras las hemos tenido guardadas hasta enero sin ningún tratamiento a mayores y las segundas las hemos conservado sin brotes hasta abril añadiendo aplicaciones complementarias con gases”, comenta Manu Aires de PATATAS FLOYMA.

Manu Aires.

Manu Aires.

Para el técnico de esta empresa los resultados han sido mejores de lo que esperaban porque tenían dudas al ser la primera campaña que lo usaban. “Tras el éxito de esta primera experiencia con PAMENA y TERRASTAR, esta campaña vamos a aplicar este producto en 150 hectáreas de patata”, avanza Aires.

Resultados en Hermes, una de las variedades más difíciles para controlar los brotes

Los resultados de la Hidracida Maleica también han sido esperanzadores en la variedad Hermes, una de las variedades en donde es más difícil de controlar los brotes. “Comenzamos el año pasado con SUPER STOP BROT® 18 con tres lotes de Hermes de zonas diferentes que almacenamos en una misma nave en cajones. Desde que las metimos hasta que las sacamos  nos han aguantado unos tres meses teniendo en cuenta que es una variedad de las más complicadas en este tema” explica Luis Ferrero, Asesor en el cultivo de la patata.

Luis Ferrero

Luis Ferrero.

Este año, Ferrero va seguir utilizando este antigerminante en otras variedades como VR808,  SCH909 y Agria que está seguro van a aguantar durante más meses que la Hermes. Este especialista, al igual que el resto de almacenistas y agricultores, recalca que al principio es muy importante asesorarse. “Hay que optimizar la ventana de tratamiento, si lo echas antes disminuye la producción y si lo aplicas después, la patata no aprovecha todo el potencial del producto” comenta Ferrero.

 

Escrito por

Periodista especializado en información agraria. #Agricultura, #Ganadería y pizcas de social media. @enripalomo en Twitter. Narrando desde @EmpresaAgraria

No comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies