Bienvenido a la revista digital de Empresa Agraria
 

Belchim Crop Protection celebra una jornada técnica sobre la patata

Más de 100 profesionales se dieron cita en Salamanca en un evento que contó con la colaboración de Agrícola de Arriba

 

Más de 100 profesionales de la patata asistieron a la jornada técnica organizada por Belchim Crop Protection en colaboración con su distribuidor para Salamanca Agrícola de Arriba.

Celebrada en el Hotel Horus de la capital salmantina, la jornada fue presentada por Raúl de Arriba, gerente de esta empresa distribuidora de productos fitosanitarios y por, José Miguel González Lucía, delegado de desarrollo de productos de BCP en la zona. En sus intervenciones, ambos destacaron la importancia que para ambas compañías tiene el cultivo de la patata, la magnitud que perseguían al organizar acciones de este tipo, y las líneas de trabajo a seguir entre las dos empresas para las próximas campañas de regadío.

Christophe Desvals, responsable a nivel nacional de marketing y desarrollo de productos fue el encargado de realizar la ponencia de Belchim Crop Protection en la jornada.

Desvals empezó destacando las materias activas que la empresa tiene para la campaña de 2017, así como los sólidos pilares sobre los que la empresa sostendrá su clara apuesta por el sector de la patata en los próximos años. De entre todas las novedades, se destacó la de un nuevo herbicida que estará presente en un futuro próximo entre los profesionales de la patata en nuestro país, que llegará para cubrir los huecos de mercado que dejarán materias activas que perderán el registro estas campañas.

Dentro de las soluciones de la empresa, en el estrato de los fungicidas, Ranman Top sigue siendo una apuesta segura para controlar el mildiu en todas las fases productivas del cultivo de Belchim “protección en los campos de patatas y garantía sanitaria en la conservación y almacenamiento de los tubérculos en el almacén”.

Christophe Desvals comentó que Ranman Top posee una acción esporicida de alto nivel, con una eficacia elevada sobre la viabilidad de las esporas que está garantizada y reconocida por servicios oficiales en toda Europa, “lo que le hace imprescindible dentro de un programa curativo cuando la enfermedad se haya declarado, y le posiciona como la mejor garantía existente  en protección de los  tubérculos frente al mildiu”.

La ponencia la cerró con la exposición de resultados de ensayos de varios productos del catálogo de Belchim Crop Protection, así como el compromiso de la empresa para con el sector.

La ponencia central de la jornada corrió a cargo de Fernando Alonso Arce, director del Centro de Control de la Patata de Castilla y León, y experto reconocido en el cultivo de la patata.

La mayor preocupación de Alonso Arce esta campaña se centró en la polilla guatemalteca (tecia solanivora), la cual lleva presente en Canarias varios años, y que ya  se ha detectado en zonas de Galicia y Asturias. La situación es tal, que el gobierno sopesa seriamente prohibir el cultivo de la patata en varios municipios de las provincias de Lugo y Coruña. La rápida propagación, y la poca eficacia de los tratamientos y los daños que provoca centraron varios minutos de la ponencia.

Arce también abordó la situación que se ha creado a raíz de la detección en Sevilla de la pulguilla de la patata (Epitrix) y la regulación, por parte de la Comisión Europea, de la producción y uso en Europa de la “semilla verdadera de patata” (TPS por sus siglas en inglés).

El director del Centro de Control de la Patata explicó además la situación de las variedades de patata modificadas genéticamente, tanto en Europa como en Estados Unidos, porque la Comisión Europea ha constituido un grupo de trabajo en el que participan expertos de 22 países para establecer las normas de coexistencia en territorio europeo de variedades de patata modificadas genéticamente con variedades convencionales.

La última presentación corrió a cargo de Carlos Escribano Villa, especialista en Agricultura de Precisión de la empresa AAMS Ibérica, S.L., quién presentó una ponencia sobre “La Calidad en los tratamientos fitosanitarios”.

Escribano Villa realizó una explicación básica sobre cómo mejorar las aplicaciones fitosanitarias en el campo. Este experto explicó cómo afectan en un tratamiento factores como la presión de pulverización, la velocidad de aplicación y la elección del tipo de boquilla en función del producto a aplicar.

El responsable de AAMS Ibérica hizo especial hincapié en la importancia de tener en los pulverizadores un manómetro de escala y rango adecuados, fácil de ver desde el puesto de conducción. Con respecto a las boquillas se mostró una comparación de la durabilidad de las boquillas en función del material del que están fabricadas, y cómo afecta su desgaste a la distribución del producto.

Escribano Villa recomendó comprobar siempre la calibración del equipo de pulverización, midiendo con una simple jarra el volumen pulverizado en un tiempo determinado por una boquilla a una presión de trabajo. Finalmente, expuso las últimas tecnologías en boquillas, concretamente de la marca Agrotop, con boquillas de doble chorro plano con diferentes ángulos, como las HiSpeed, y las boquillas de aplicación de dosis variable VR MKII que permiten mantener la misma presión de trabajo, y por lo tanto, el mismo tamaño de gota aunque se varíe la dosis de producto a aplicar.

 

Escrito por

Periodista especializado en información agraria. #Agricultura, #Ganadería y pizcas de social media. @enripalomo en Twitter. Narrando desde @EmpresaAgraria

No comments

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. CERRAR