Bienvenido a la revista digital de Empresa Agraria
 

“Esta campaña el girasol va a ser una oportunidad en secano y una necesidad en regadío”

Los responsables de Lidea en Castilla y León nos comentan cómo se presenta una de las campañas más interesantes para el cultivo de girasol

 

 ¿Qué es Lidea y que posición ocupa el mundo de las semillas?

Lidea, (antes Euralis Semillas) es el resultado de la fusión de Euralis Semences y Caussade Semences Group, la cual entró en vigor el 1 de septiembre de 2020. Esta nueva compañía, se ha convertido en una de las 10 empresas más importantes del mundo en el sector de las semillas para cultivos extensivos, posicionándose como uno de los líderes europeos en los cultivos que comercializa.

Como dato importante, Lidea distribuye sus semillas en 48 países, cuenta con 8 plantas de producción y precisa anualmente más de 45.000 has para multiplicar semilla; todo esto nos permite ver la dimensión que la empresa adquiere.

 Ustedes tienen 17 estaciones de investigación en toda Europa, más de 30 millones de euros a I+D. ¿Cómo se traduce esto a la hora de ofrecer al agricultor los mejores y más adaptados híbridos para el agricultor?

Una de las fortalezas de Lidea, es su apuesta constante por la investigación y mejora genética. Como precursor en el mercado mundial de semillas, Lidea invierte más de 34 millones de euros cada año en Investigación y Desarrollo para ofrecer una gama integral y diferenciadora de soluciones de alto valor añadido para las explotaciones agrícolas. La inversión en I + D garantiza un flujo de innovaciones genéticas y varietales cada vez más eficientes para satisfacer las necesidades de los agricultores y los mercados, teniendo en cuenta la dimensión medioambiental.

No obstante, siempre hemos defendido la adaptación de este material a nuestras condiciones y particularidades y es este criterio, uno de nuestros principales activos, ya que nos permite seleccionar dentro de este flujo genético a las variedades más adecuadas y convertirles en auténticas referencia y futuros líderes de mercado.

Tras las últimas lluvias, ¿cómo se presenta la campaña de girasol?

Las lluvias de las últimas semanas, además de cambiar radicalmente el estado del campo ya sembrado, ha cambiado el ánimo y perspectivas del agricultor, teniendo en su mayoría un afán de producir, pero analizando más que nunca los costes de producción.

El girasol, es un cultivo ya muy presente en las explotaciones castellanoleonesas, principalmente en secano, por su rentabilidad, que aunque ajustada, resulta interesante; por su menor dependencia de los inputs y por su efecto rotacional de las parcelas, todo esto, en un contexto inicial de altos precios de los fertilizantes, nos hacía estimar un incremento inicial de la superficie del cultivo.

Por otro lado, los altos precios actuales de las oleaginosas en general y el de la pipa de girasol en particular, la menor disponibilidad de agua de riego en muchas zonas y la gran capacidad de adaptación y rusticidad del cultivo del girasol, nos está permitiendo observar un interés creciente por el cultivo, entre nuestros clientes. Esto nos permite ser aún más optimistas, tanto en superficie de cultivo como en la previsión de precios de cosecha, ante la próxima campaña de girasol.

Es por esto que pensamos que el girasol en esta campaña, puede ser en muchas parcelas, una Oportunidad en el secano y una Necesidad en el regadío de Castilla y León.

Lidea invierte más de 34 millones de euros cada año en Investigación y Desarrollo para ofrecer una gama integral y diferenciadora

Lidea invierte más de 34 millones de euros cada año en Investigación y Desarrollo para ofrecer una gama integral y diferenciadora

 Todavía desconocemos la cantidad de agua que tendremos disponible para cultivos de regadío más demandantes de agua como la remolacha, la patata o el maíz. ¿En caso de no disponer de la cantidad de agua que necesitan estos cultivos, es el girasol la mejor alternativa para sembrarlo también en regadío?

Las últimas informaciones que están recibiendo los regantes, están confirmando por desgracia, una menor dotación hídrica, de la necesaria, para atender adecuadamente a los cultivos.

Esto está obligando a muchos agricultores, a cambiar el enfoque inicial de siembra que tenían y que ya muchos agricultores de zonas de riego de sondeos, ya habían contemplado debido a los costes de la luz o del gasóleo.

El agricultor, sabe y tiene más que demostrado, la “capacidad de sufrimiento” que el girasol tiene, cuando el agua escasea y además conoce de su capacidad de recuperación y de producción cuando dispone de agua. Si a esto le sumamos los altos precios de cosecha que se están oyendo a día de hoy en el girasol, no es difícil poder justificar, que este año, la mejor alternativa para muchos agricultores de regadío, es el girasol.

 ¿Qué es más importante en el girasol de regadío, regar abundantemente o regar en el momento adecuado?

En todo cultivo, si cubrimos las necesidades de agua durante todo el ciclo y, además, si el cultivo agronómicamente está bien atendido, podemos acercarnos a su techo de producción.

No obstante, este año, bien sea por una menor disponibilidad de agua o por una menor aportación de fertilizantes, en la mayoría de los casos, debemos valorar situaciones también rentables con potenciales productivos de 2-3,5 Tn/Ha en regadío.

Parece claro, que, si la dotación de agua es limitada, deberemos conocer cuáles son los momentos en los cuales el cultivo, mejor puede aprovechar este aporte y, por tanto, cuando dicho aporte incida en mayor medida en la producción.

Obviamente, no tendremos rendimiento sin una buena y homogénea nascencia, por lo que lo mejor sería cuidar más que nunca, la preparación, humedad y temperatura del suelo, para no tener que gastar agua, que seguramente necesitemos más adelante.

En segundo lugar, cuando el girasol, este aproximadamente a la altura de la rodilla y empecemos a apreciar el inicio del botón floral, puede ser interesante hacer la primera aportación de agua, siempre y cuando notemos que el cultivo nos empieza a pedir agua, de no ser así, es mejor aguantar y retrasar ligeramente esta aportación.

Un momento clave, es el de diferenciación del botón floral, unos 15 días antes de la floración, momento en el que empezaremos a afianzar el potencial del capítulo; y por último, siempre es bueno ayudar en el llenado de la pipa con un último riego 10 días después de la floración.

Sin desdecirnos, en lo anterior y siempre teniendo en cuenta nuestro tipo de suelo, serán mejor riegos abundantes y profundos, que riegos superficiales, ya que con los primeros favoreceremos el desarrollo radicular en profundidad.

 Varias entidades ya han publicado los resultados de sus variedades recomendadas. ¿Cuáles los híbridos de Lidea que han destacado en estas listas y que son una referencia para muchos agricultores?

Además de los excelentes resultados que normalmente nuestras variedades suelen obtener en los diferentes organismos oficiales, recientemente, hemos recibido los resultados y recomendaciones de variedades que ha realizado ACOR. Cualquier agricultor, puede comprobar los excelentes resultados que nuestra variedad Es Armónica SU, ha obtenido; siendo una de las mejores variedades en secano, en regadío, en kg/Ha y en % de aceite. Una variedad, que se adapta como un guante, a las circunstancias del año y que además es tolerante al Tribenurón-metil (Sistema de producción Express o comúnmente conocidas como sulfos).

Sin olvidar, variedades como Es Artistic, girasol alto oleico, rústica, productiva y con la más alta calidad.

 ¿Qué novedades presentan para esta campaña de girasol?

Lidea, presenta este año, lo que pensamos que pueden ser los futuros líderes del mercado. Variedades como Es Lena (mejor variedad en secano y regadío en los citados ensayos de ACOR), Es Bomba (la evolución genética de una referencia para muchos, como es Transol) y Es Ceylon SU (variedad sulfo precoz de gran potencial y estabilidad).

 ¿Piensa usted que las variedades Clearfield y Express-Sun se impondrán mayoritariamente en un futuro?

Clearfield y Express Sun, podríamos definirlos como sistemas de producción y, por tanto, mejoran, solucionan o flexibilizan en muchos casos, el manejo del cultivo del girasol.

No obstante, es la adaptación a cada circunstancia o problemática lo que puede hacer más o menos interesante estas variedades, sin olvidar nunca el potencial medio que tienen nuestras parcelas y el coste que los productos asociados a estos sistemas de producción tienen.

 ¿Qué tres recomendaciones debe seguir un agricultor, si o sí, a la hora de sembrar el girasol?

En primer lugar, debemos realizar la siembra en un terreno bien preparado, en profundidad, para que la planta pueda desarrollar su raíz pivotante; y en los primeros centímetros con un terreno fino, ligeramente aterronado, para conseguir un estrecho contacto semilla-tierra.

En segundo lugar, deberemos elegir la variedad más adecuadas a nuestras exigencias o necesidades, rustica, estable y bien adaptada a nuestro terreno.

Por último, cuidar todo lo posible, la labor de siembra, buscando el momento adecuado en el que tengamos humedad y temperatura en el suelo y poder conseguir una nascencia rápida y homogénea.

 ¿A pesar de la subida de costes, según su experiencia, es necesario abonar el girasol?

El girasol, como cualquier cultivo precisa de abonado para su correcto desarrollo, aunque es capaz de captar nutrientes de capas profundas, no obstante, y más en este año que ningún otro, cada uno deberá valorar su objetivo de producción y gastos a realizar en su girasol.

 ¿Creen que, ante una previsible falta de cereales y oleaginosas, sería recomendable que se autorizara temporalmente la siembra de barbechos que hay que dejar obligatoriamente?

Si, entendemos que toda medida que otorgue al agricultor, una mayor libertad de decisión, que le posibilite sembrar o no esa superficie, porque así le convenga, será una medida acertada y más en el contexto actual en el que España, es deficitaria de estas materias primas.

 ¿Qué mensaje le gustaría mandar los agricultores de cara a esta próxima sementera de girasol?

En las circunstancias actuales y dado que el agricultor conoce perfectamente el cultivo del girasol, es un interesante momento para aprovechar la situación, y sembrar girasol.

En este escenario, tiene una gran importancia, la calidad del producto final, por el valor añadido que este pueda tener.

Lidea presenta este año variedades destinadas a liderar el mercado como Es Lena, Es Bomba y Es Ceylon SU.

Lidea presenta este año variedades destinadas a liderar el mercado como Es Lena, Es Bomba y Es Ceylon SU.

No comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. CERRAR