Bienvenido a la revista digital de Empresa Agraria
 

ASAJA VALLADOLID denuncia la escandalosa subida del precio del gasoil agrícola

Esta organización está radicalmente en contra de los planes del nuevo gobierno de subir el precio del gasóleo para equipararlo con la gasolina

 Los agricultores dicen basta. ASAJA Valladolid pide que se detenga la escandalosa escalada del precio de gasóleo agrícola que se ha desatado coincidiendo con la época de mayor consumo en el campo en estos meses de mayo y junio.

El gasóleo agrícola ha subido un 30% en comparación con las mismas fechas del año pasado. Un aumento “abusivo que no tiene justificación a pesar de que quiera ligar a la subida del precio del petróleo”, denuncia Juan Ramón Alonso, presidente de ASAJA VALLADOLID. Aunque la escalada del petróleo lleva en subida todo el año, ASAJA VALLADOLID denuncia que “misteriosamente” los mayores incrementos de precio se han registrado en el último mes, coincidiendo con los albores del inicio de los riegos de los cultivos de regadío, la recogida del forraje y la campaña de siega, que es la época punta de consumo de gasoil en el campo.

En un solo año se ha pasado de pagar en torno a 0,55-0,60 céntimos a 0,75-0,80 según las distintas provincias de Castilla y León. Una subida de casi 20 céntimos que lastra muy a la baja los números de nuestros agricultores que están muy cerca de los numero rojos. A esta situación, se una campaña, donde el precio del cereal ha comenzado a la baja por lo que el contexto no es el más optimista.

El sector está muy preocupado porque la rentabilidad de las explotaciones está al límite y el precio de los inputs como los abonos, los fitosanitarios y el gasóleo no han parado de crecer mientras los precios de los productos de los agricultores y ganaderos continúan inamovibles. “No solo estamos hablando de lo que es el consumo de los agricultores que es la parte más importante, también de todo un sector que mueve muchas empresas y empleo como es el caso de las empresas de servicios y el transporte de mercancías”, señala Alonso.

Los planes del gobierno de equiparar los impuestos de gasoil y gasolina podrían ser la puntilla

ASAJA VALLADOLID está radicalmente en contra de los planes del nuevo gobierno de Pedro Sánchez de equiparar los impuestos del gasoil y la gasolina, algo que parece que está estudiando el nuevo ejecutivo.

El Gobierno quiere incrementar el impuesto especial que grava el gasóleo, ahora que se ha comprobado que contamina más que la gasolina. Los vehículos con motor diésel pagarían 9,55 céntimos más por litro. Esta por ver que pasaría con el caso del gasóleo agrícola, aunque las previsiones no son las más optimistas. Sánchez quiere equiparar la fiscalidad del diésel y la gasolina para recaudar unos 2.100 millones más. “Para ASAJA VALLADOLID de consumarse esta propuesta del gobierno para el gasóleo sería la puntilla para un sector vital para nuestra economía que sufre ya una presión fiscal muy elevada y con unos márgenes de rentabilidad más que ajustados”, explica Juan Ramón Alonso.

Esta organización agraria no descarta movilizaciones si al final continua la escalada del gasóleo o si al final no se da marcha atrás en los planes del nuevo gobierno.

 

No comments

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. CERRAR